Alsessandra de Osma, antigua alumna del máster de ISEM, y Moira Laporta presentan su marca de bolsos Moi & Sass

Empresaria, it girl y alumni ISEM, Alessandra de Osma (o Sassa, como la conoce todo el mundo), presenta la nueva colección de la marca de bolsos Moi & Sass que fundó, hace un año, con su socia Moira Laporta.

En 2013, Sassa decidió hacer el Executive Master in Fashion Business Administration (FBA) en ISEM para girar su carrera profesional definitivamente a la moda. Tras finalizar el máster, llevó a Lima -su ciudad natal- la franquicia de una marca de moda española; abrió una tienda multimarca de lujo;  y, hace un año, creó la marca de bolsos Moi & Sass.

Sassa y Moira nos cuentan los ingredientes del éxito para emprender en el sector de la moda y lo que ha supuesto para Sassa la formación y herramientas recibidas en ISEM.

Alessadra de Osma y Moira Laporta en la presentación de la segunda colección de Moi & Sass.

Ante el auge de nuevas marcas, ¿qué aporta Moi & Sass al mercado? ¿Qué tienen vuestros bolsos que no tengan otros?

Encontramos un hueco en el mercado porque no había bolsos que fueran funcionales y a la vez bonitos. Veíamos que los bolsos para ir a trabajar, estéticamente no eran bonitos,  y los bolsos más originales y atractivos no eran prácticos para el día a día. De hecho, esta idea surgió de una necesidad propia, nosotras no teníamos oficina y necesitábamos llevar muchas cosas en el bolso: desde el portátil hasta el teléfono, llaves, papeles, etc.

Lleváis ya algo más de un año de recorrido, ¿cuál es la novedad de esta colección? ¿en qué os habéis inspirado?

En esta colección hemos querido hacer diseños más pequeños y ligeros, porque muchas mujeres nos decían que lo preferían, pero siempre intentando tener ese punto de funcionalidad. Por otra parte, la inspiración concreta de esta colección viene de la cultura Paracas, concretamente de sus telares, que son muy conocidos por su forma geométrica y, sobre todo, la paleta de colores de un telar en particular que nos encantó.  A diferencia de la primera colección, que era solamente cuero, hemos querido rescatar la delicadeza y sofisticación de esos telares con distintos materiales: seda, terciopelo… Aunque siempre predominan la piel y el ante. 

¿En qué mujer pensáis cuando diseñáis?

El estilo nos define a nosotras: mujer que vive en una ciudad grande, que le gusta viajar, que aprecia el arte, que tiene familia y trabajo. En definitiva, una mujer polifacética. Es alguien que aprecia la calidad; sabe diferenciar entre un producto bueno y otro no tan bueno y le gusta saber quién, cómo y dónde se hacen las cosas. Es una mujer minimalista y discreta; por eso, nuestros bolsos no tienen un logo, porque queremos que el bolso complemente a la mujer, no que la defina.

La clienta de Moi & Sass es una mujer polifacética.

¿Cuáles son vuestras aspiraciones en el mundo de la moda? ¿En qué mercados pensáis?

Ahora nuestro objetivo principal es consolidarnos en España y empezar a pensar en nuevos mercados. Hemos abierto un punto de venta en Austria y nos gustaría explorar el mercado de Alemania y países nórdicos, porque creemos que va un poco con nuestra filosofía. Además, por razones obvias, vemos muy interesante introducirnos también en el mercado latinoamericano, empezando por México como punto de venta fuerte, además de Chile y Perú por ser nuestros lugares de origen; pero creemos que México es la clave al estar tan ligado a Estados Unidos. 

El mundo de la moda está especialmente sensibilizado con la sostenibilidad: ¿cómo trabajáis esta faceta?

El hecho de trabajar con artesanos españoles ya está aportando un granito de arena al medio ambiente. No producimos masivamente, sino de forma artesanal. Nuestro producto es atemporal, un producto que deberías de tener siempre y que tiene mucha durabilidad. Buscamos que nuestra clienta entienda y lleve en su ADN que no compra fast fashion, compra slow fashion y esa es nuestra contribución.

¿Qué se necesita para emprender? ¿Suerte o talento?

Perseverancia. Tener una idea clara y ser fiel a esa idea. Al principio es difícil, porque hay mucha competencia hoy en día, sobre todo en el sector de la moda; pero si tienes una propuesta distinta, eres fiel a esa idea y perseveras…

Tener talento ayuda y siempre hay un componente de suerte. A veces, mucho talento se queda sin conocer y es una pena; pero creo que hoy en día existen muchas plataformas para esas personas con talento. Definitivamente, para que una marca sea exitosa, la perseverancia es esencial; pero si además tienes talento, formación y un golpe de suerte, tienes la clave del éxito.

«Nuestro producto es atemporal y duradero», señalan sus fundadoras.

A la hora de emprender en un mundo tan complejo como es el de la moda, ¿qué ha supuesto para ti, Sassa, la formación que recibiste en ISEM?

Para mi ISEM supuso un cambio de 360 grados en mi formación académica. Yo estudié derecho y la idea de emprender en moda me abría un interrogante: ¿por dónde empiezo? Y lo que me dio ISEM fueron precisamente esas herramientas. Eso, unido a los años y a la experiencia, es lo que me ha permitido poder dedicarme a esto.

Cuando terminé el máster, llevé una franquicia de una marca española a Lima y monté junto con otras socias una tienda multimarca de lujo. Creo que solo habiendo estudiado derecho no lo hubiera podido hacer porque en algún punto vas a necesitar conocimientos de costes, de marketing o de comprender el sector de la moda. Además, lo interesante de ISEM es que te enseñan a través de la metodología del caso y eso enriquece mucho.

¿Qué le aconsejarías a un alumno del master del ISEM?

Que aproveche ese año para definir qué quiere hacer: emprender, meterse en el sector en una empresa ya consolidada… Aprovechar para dar el cambio durante ese año, porque en ISEM tienes a tu disposición herramientas para hacerlo, pero tienes que saber aprovecharlas. Si quieres meterte en el sector, empieza a hacer entrevistas. Yo, que quería llevar una franquicia a Lima, recuerdo que las dos primeras semanas del máster me senté con muchos profesores y gente del sector para ver la viabilidad del proyecto y fue realmente útil.

¿Qué le dirías a una persona que esté dudando en si hacer el master o no? A veces puede dar vértigo dar ese salto y pegar ese giro tan radical en tu carrera.

Les diría que, si ya tienen definido que les gusta la moda y que quieren dedicarse a ello, es necesario formarse. Nadie te va a ofrecer un trabajo si no tienes conocimientos en el sector. Puedes empezar a trabajar, pero es complicado entrar en el sector sin esa preparación. Para mí la decisión fue fácil porque tenía muy claro que quería emprender y con un background de derecho veía necesario saber de contabilidad, de números, de marketing, etc.


0 commentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *